El mendocino Angileri recibió el alta en una semana clave para River

Fabrizio Angileri, mendocino lateral de River, recibió este jueves el alta médica para volver a jugar, luego de un pequeño desgarro en el isquiotibial izquierdo que lo dejó fuera de los partidos ante Boca y Palmeiras, y podría reaparecer el sábado contra Independiente.

Leé más: Cómo podría afectar el toque de queda al fútbol argentino.

Angileri, que se lesionó frente a Arsenal el 27 de diciembre y se recuperó en 10 días, pudo entrenarse esta mañana a la par del resto de cara al partido frente al Rojo de Avellaneda en el estadio de Banfield, por la última fecha de la zona campeonato de la Copa Diego Maradona.

De esta forma, el técnico Marcelo Gallardo podrá contar en los próximos partidos definitorios con el lateral de 26 años que le había ganado la titularidad a Milton Casco y que sumó 12 partidos en el equipo inicial desde el regreso del fútbol tras la cuarentena.

Por la lesión, Angileri no pudo estar en el superclásico ante Boca (empate 2-2 en la Bombonera) por el torneo local y tampoco en el encuentro de ida de las semifinales de la Copa Libertadores, en el que River perdió 3-0 contra Palmeiras. Habrá que ver si Gallardo lo hace jugar ante el Rojo para darle minutos de fútbol o lo guarda para la revancha ante Palmeiras en Brasil, el martes 12 de enero.

Por otra parte, el plantel se realizó este jueves los hisopados para detectar contagios de COVID 19 y todos los resultados fueron negativos en los jugadores, el cuerpo técnico y el personal auxiliar.

River (8 puntos) precisa una victoria sobre Independiente, ya que una derrota o un empate lo ubicarán por debajo en la tabla de posiciones tanto de Boca (8, con un gol más en la diferencia de goles) como de Argentinos Juniors (7 puntos), que se enfrentan el sábado a la misma hora en la fecha decisiva de la zona A. Solamente el primero del grupo se clasificará a la final contra el primero de la zona B, hoy liderada por Banfield.

En tanto, la dura caída de local ante Palmeiras por 3-0 lo deja muy complicado a River (campeón 2018 y finalista 2019) de cara a la revancha para el pase a la final y por eso el torneo local cobra mayor importancia para poder seguir en competencia.