Los jugadores de Atlético Bucaramanga de Colombia fueron agredidos por sus barras.

Mirá también: Un jugador de Godoy Cruz se cruzó de vereda y va a jugar en San Martín de San Juan

Los jugadores del Atlético Bucaramanga y el guardia de seguridad de la sede del club ubicada en Piedecuesta afueron asaltados por parte de un grupo de al menos 25 barras bravas. 

Los supuestos “hinchas” estaban enojados con el técnico por los resultados por lo que decidieron irrumpir en esta sede donde se queda el equipo durante la pretemporada.

Una vez burlada la seguridad, los barras bravas agredieron física y verbalmente a los jugadores, algunos de los que terminaron con heridas en sus brazos y les robaron sus pertenencias.

“Impresentable lo que acaban de hacer unos hinchas desadaptados y delincuentes al meterse a nuestra sede, agredirnos y a robarnos nuestras pertenencias”, declaró el arquero de Bucaramanga.

El comunicado del club