Decenas de hinchas del Barcelona se manifestaron hoy a las puertas del estadio Camp Nou para pedir al astro argentino Lionel Messi que no abandone el equipo.

Te puede interesar: Calendario para la Libertadores confirmado

Al grito de “¡Messi quédate!” y “¡Bartomeu dimisión!”, unos doscientos manifestantes, la mayoría muy jóvenes, volvieron a expresar su frustración e indignación ante la situación que atraviesa el Barcelona tras el anuncio del astro argentino de romper su relación con el club de toda su vida, con el que cosechó todos los títulos posibles.

Un día después de que Messi expresara su intenciones vía burofax, la hinchada volcó toda su ira contra Bartomeu, al que acusan de ser el responsable de la decisión del capitán y leyenda del equipo.

“Nobita (personaje animado con los rasgos de Bartomeu) no te queremos, muerte”, y “Messi, quédate, Titán, D10S”, rezaba el mensaje de la pancarta que los hinchas colgaron en las rejas que protegen las oficinas de la cúpula directiva del Barcelona.

Lejos de renunciar, Bartomeu tenía previsto hablar directamente con Messi para saber de primera mano si su decisión es irreversible, como asegura la prensa local.

El club catalán, a través de su secretario técnico, Ramón Planes, dijo hoy que cuentan con Messi para la próxima temporada y no contemplan su salida, y que lucharán para que siga.

La cúpula directiva del club catalán entiende que no es posible que Messi abandone el Barcelona de forma gratuita, ya que su cláusula de libertad venció el 10 de junio, y no puede aplicarse ahora, como dicen los abogados del astro.

Su actual contrato está vigente hasta el 30 de junio de 2021, y para irse debe pagar 700 millones de euros.

El delantero argentino, no obstante, confía en lograr una salida acordada, con lo que evitará problemas legales y tendría previsto acudir el lunes al primer entrenamiento bajo las órdenes de Ronald Koeman, según diversas fuentes.

Entre tanto, los hinchas culé se dividen entre los que todavía tienen esperanzas en que revierta su decisión y los que se resignaron pero quieren mostrar su repudio a los directivos del Barcelona.

“No hay ninguna expectativa. Aunque renuncie el presidente, Messi no hay forma de que pueda seguir”, dijo a Télam Arnau Torné, un socio del Barcelona que acudió esta tarde a las puertas del Camp Nou a protestar.

“Messi está demasiado desencantado con nosotros. La directiva es la responsable. Tienes al mejor jugador de la historia, quizás para muchos argentinos no, pero seguramente el mejor del mundo actualmente y no lo ha sabido aprovechar”, argumentó este joven de 35 años.

Arnau entiende, con dolor, que el crack argentino se vaya: “Lleva cinco años sin ganar una Champions y no está en la elite futbolística como se merece”.

No obstante, el hincha remarca que su partida dejará un vacío absoluto.

“Para nosotros Messi lo es todo, es el verdadero Dios. Tuvimos al otro (Maradona) pero no jugó de la misma forma. Las cosas claras”, aseguró Arnau, quien cree que si algún día el Camp Nou cambia de nombre es evidente que debe honrar al delantero argentino.